Cómo elegir la forma y el diseño de la bacha de tu cocina

Retomamos el tema de la semana pasada, analizando en detalle las diferentes características de una bacha de cocina.


En este articulo ahondamos sobre la forma y diseño de las mismas.



¿Una o dos bachas?

Los más populares son los de una sola bacha (con o sin escurridor), por una cuestión de ahorro en el espacio de trabajo; como la pileta necesita un hueco debajo de la mesada, eso limita la colocación de cajones o elementos de almacenaje.


Aún así, si tu cocina es más amplia o si usas todos los días la bacha para lavar tu vajilla, lo recomendable es optar por una pileta de dos bachas, o sino de una sola pero bien amplia, para que lavar pueda ser bien cómodo (recuerda objetos grandes como bandejas de horno).



Con tapa

Si te molesta que por defecto se vea la pileta en tu cocina, tiene solución. Hay opciones de piletas con tapa, que ocultan el hueco de la pileta y además ofrecen su superficie como mesada extra para trabajar mejor y preparar tus recetas con más comodidad.


Es clave elegir una pileta cuyo modelo de tapa combine con tu mesada. En cualquier caso, lo ideal es que sea una tapa corredera, extraíble y resistente a golpes.



Mini Piletas

Cuando hay poco espacio disponible en la cocina, lo mejor es elegir una pileta chica que nos permita aprovechar mejor la pequeña superficie de la mesada.


Para eso existen las piletas de tamaño reducido, pensadas para kitchenettes en pequeños locales comerciales, o departamentos muy pequeños o monoambientes. Vienen en modelos de una sola bacha, y de bacha y media, y son una perfecta solución de emergencia en ciertos casos.



Ubicación: ¿Sobre la mesada o bajo la mesada?


Bacha bajo mesada

Las bachas bajo mesada son las que se instalan con el borde justo por debajo de la mesada.

De este modo dejan libre toda la zona de trabajo y generan una limpieza visual y continuidad a la superficie que no consiguen los que van sobre la mesada.


El material de la bacha puede ser el mismo o uno distinto al de la mesada, con lo cual pueden ir perfectamente integrados en ella o como una pieza aparte.



Bacha sobre mesada

Las piletas sobre la mesada en cambio, se encastran sobre la misma con los bordes por encima de su superficie. Esta técnica es esencial cuando el material de la mesada no tolera bien la humedad, como los de melamina o formica.



Como conclusión, la pileta o bacha de cocina no es “un simple accesorio”, sino que hay todo un mundo de diseño y tecnología detrás, con múltiples formas y tamaños. A la hora de elegirlo, lo importante es el estilo decorativo que queramos conseguir, el uso que le vayamos a dar, el presupuesto disponible y el tipo de mesada elegido para aprovechar el conjunto lo mas posible y hacer que combine a la perfección con el resto de elementos de la cocina.


 

Si te quedan dudas o necesitas un consejo para tu caso particular, podés comentar esta publicación o enviarme un mensaje por Instagram.


Compartirlo en slack para que rebeca haga un post en IG

34 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
Cotiza sin costo tu reforma
Areas a reformar:
arrow&v
Servicios necesarios

¡Gracias por tu mensaje! Muy pronto nos contactaremos contigo.