top of page

Todo sobre los suelos vinílicos


¿Querés renovar tu hogar y no sabés qué tipo de suelo elegir?


¿Escuchaste hablar de los suelos de vinilo pero no estás seguro de si es la mejor opción para vos?


En este post te explicamos todo sobre el suelo de PVC para que puedas tomar una decisión informada.



¿Qué son los suelos vinílicos?

El suelo vinílico es un tipo de revestimiento plástico fabricado a partir de Policloruro de Vinilo (PVC). A diferencia de los suelos de PVC antiguos que se fabricaban con plastificantes dañinos para la salud, los actuales suelos de vinilo son completamente seguros. La mayoría de los fabricantes de renombre someten sus productos a un control regular por parte de institutos externos para garantizar la mejor calidad posible.



¿Cómo se presenta y se instala?

Podés encontrar suelos vinílicos en rollos, lamas (flexibles o rígidas, similares a las de un suelo laminado) o losetas, tanto cuadradas como de otros formatos (como hexagonales), con distintos grosores y consistencias.


En cuanto a la instalación, estos suelos son ideales si querés renovar tu suelo vos mismo sin necesidad de contratar a un profesional. Podés elegir entre distintos sistemas de instalación, según el formato y el tipo de suelo vinílico que elijas. Por ejemplo, podés encontrar suelos vinílicos click, autoadhesivos, para encolar y autoportantes. Todos los tipos poseen las mismas características técnicas y son increíblemente fáciles de colocar.



El suelo vinílico para encolar puede ser un poco más complicado, pero si tenés experiencia en arreglos manuales podés hacerlo vos mismo. En caso contrario, te recomendamos consultar con un profesional.


Además, no necesitarás realizar obras en casa para instalar este tipo de suelos, ya que se pueden colocar sobre pavimentos y superficies ya existentes.




Ventajas de los suelos vinílicos

La principal ventaja que presentan los suelos vinílicos frente a otros suelos tradicionales es, sin lugar a dudas, el precio. Con este tipo de revestimientos de suelo no solo estarás ahorrando tiempo y esfuerzo en la instalación, sino también dinero, ya que es la alternativa más económica.


Por otro lado, su fácil instalación y la posibilidad de colocarlo sobre suelos ya existentes, evitando obras innecesarias, lo hacen una opción preferida en comparación a otros tipos de suelo.


Otro de los puntos fuertes de este producto que más valoran sus usuarios es su aptitud para ser instalado en el baño y la cocina, o en cualquier otra estancia donde exista humedad, ya que no se estropea y además impide la aparición de hongos y bacterias. Así que, no tendrás que preocuparte si se derrama algún líquido mientras cocinas, lo que te permitirá dedicarte a ello con total tranquilidad y disfrutar mientras lo haces.



Además están sus propiedades antideslizantes. No obstante, siempre se recomienda leer bien las especificaciones del fabricante, ya que cada modelo es distinto. Una cualidad muy apreciada es la cantidad de diseños disponibles, prácticamente ilimitados en cuanto a colores e imitación de diversos materiales.



Fácil cuidado y limpieza

Por último, pero no menos importante, es la facilidad de limpieza y cuidado que los suelos vinílicos ofrecen, lo que te libera de preocupaciones. Una limpieza semanal con un trapo húmedo suele ser suficiente para mantenerlos en perfectas condiciones y, ni siquiera la exposición al sol durante muchos años es capaz de dañarlos.



Desventajas del suelo vinílico

Si hablamos de las desventajas, hay que tener en cuenta que para los formatos más flexibles y/o de menor espesor (por ejemplo, los formatos en rollo), deberás tener debajo un suelo totalmente liso, ya que de otra forma con el tiempo y las pisadas se notarán las juntas. Tampoco deberás tener debajo protuberancias o desniveles (por ejemplo, en caso de que alguna baldosa inferior esté rota o desigual), ya que se necesita un suelo nivelado.


Por otro lado, en los formatos más flexibles deberás tener cuidado con las superficies cortantes (por ejemplo, los tacos muy afilados o un cuchillo cayendo en vertical), ya que pueden dejar marcas.


Además, para aquellos que valoran la pisada, el tacto al pisar no iguala al de la madera, a pesar de que la tecnología avanza y cada vez están más conseguidos.


Y por último, al ser un producto plástico, si se compra un suelo vinílico de baja calidad, no se puede garantizar que cumpla con todos los estándares de seguridad o que no contenga ftalatos. Por eso, siempre se recomienda elegir uno de calidad de fabricantes de renombre como Tarkett, Quick Step o Gerflor, por nombrar algunos.



Diseños que se adaptan a todo tipo de decoración interior

Una de las principales ventajas de los suelos de vinilo es que se pueden encontrar en diseños, texturas y acabados increíbles. Si estás buscando un diseño específico, original o simplemente adecuado para tu hogar, oficina o local, este es uno de los suelos ideales para ti.


Los hay que imitan a la perfección los suelos de madera y piedra, pero contando con todas las propiedades que estos no tienen.


Dentro de las imitaciones a madera los tienes tanto en versión tabla (más ancha o más estrecha según preferencia) como en espiga, así como en todas las tonalidades imaginables (desde el fresno al nogal, pasando por tonos grisáceos u oscuros).


Para aquellos que prefieren un ambiente más minimalista, en el mercado hay diseños completamente lisos (no solo en tonos neutros sino de todos los colores imaginables).

Y dado que la baldosa hidráulica sigue estando muy presente, también hay múltiples diseños en suelos de vinilo que la imitan, sin la dificultad que supone alicatar toda una estancia.




Guías de decoración e interiorismo

Por último, también puedes crear combinaciones de suelos para generar efectos visuales originales y vistosos, combinando colores, formatos o texturas.


Y para aquellos que ni siquiera quieran renovar el suelo, sino simplemente darle un toque de diseño a una cocina o una estancia, existen también alfombras vinílicas con formatos ya confeccionados y medidas estándar que te permitirán darle el toque de color con las ventajas antihumedad y facilidad de limpieza características de los suelos de vinilo.



Como ves, con este tipo de suelo se puede dejar rienda suelta a la imaginación y crear diseños de lo más originales, desde el escandinavo al vintage, industrial, retro, rústico, minimalista o clásico.


En resumen, los suelos de vinilo son una auténtica revolución a la hora de vestir un pavimento y cada vez son más demandados porque ofrecen múltiples beneficios que la mayoría del resto de suelos no pueden.


 

Estos son todas nuestras recomendaciones sobre pisos vinílicos.


Si te quedan dudas o necesitas un consejo para tu caso particular, podés comentar esta publicación o enviarme un mensaje por Instagram.

7 visualizaciones0 comentarios
Cotiza sin costo tu reforma
Areas a reformar:
arrow&v
Servicios necesarios